Créer un site internet

España

Haga clic para escuchar el audio

Jardin bonheur

Escucharéis el resumen de los trabajos y descubrimientos de un biólogo investigador francés que ha trabajado durante más de quince años sobre el fabuloso poder de autocuración que tienen las células madre de médula ósea en nuestro cuerpo.
La información divulgada en este CD puede ser decisiva para usted mismo o para sus parientes con problemas de salud.
No dude en darles la oportunidad de conocer lo que se le va a revelar aquí y ofrézcales este CD una vez que lo haya escuchado.
El trabajo de este biólogo investigador comenzó en el 2001 en los Estados Unidos, cuando le intrigaron las características únicas de una micro-alga llamada Aphanizomenon flos aquae.

La Aphanizomenon flos aquae forma parte de la familia de las algas verdi-azules; crece en el lago Klamath, que se encuentra en los Estados Unidos, en el estado de Oregón. El lago Klamath se encuentra en medio de una reserva natural. Este ecosistema es totalmente único en el mundo por su pureza y está estrictamente protegido.
La Aphanizomenon flos aquae, simplemente llamada AFA, es un alga que crece únicamente en el lago Klamath. No podemos cultivarla. La lista de los beneficios es tan extensa que no podemos enumerarlos todos en este CD.
La AFA contiene 115 micronutrientes, como lo son los oligoelementos, vitaminas, enzimas, minerales. Lo que la hace el alimento más completo conocido hasta ahora en el planeta. Para tener una idea de su poder, un gramo por día, contribuye a alimentar las células de una persona sana.
Un solo gramo al día!
Se encontró que los indios y los animales que viven alrededor del lago Klamath y consumidores de esta alga desde hace mucho tiempo, estaban en buena salud, y los que estaban enfermos tenían
sanaciones. ¿Por qué? ¿Y cómo es esto posible? Este hallazgo y estas dos preguntas han provocado en nuestro biólogo investigador una emocionante búsqueda de su conocimiento. Después de varios años, encontró sus respuestas y usted también va a conocer, por qué y cómo esta alga permite a nuestro cuerpo de repararse de sí mismo.

Pero veamos algunas de las muchas virtudes de esta alga.
Además de reequilibrar nuestro organismo en oligoelementos, vitaminas, enzimas y minerales, la AFA tiene efectos anti-inflamatorios y antidolor; desintoxica a fondo, no solo yendo a limpiar el líquido intracelular, sino también el líquido extracelular. De hecho es una gran quelante de metales pesados y contaminantes que, desgraciadamente, se encuentran en cantidades importantes en nuestro cuerpo. También contiene gran cantidad de feniletilamina. La feniletilamina es un precursor de la dopamina que es la hormona de la alegría, de la felicidad, del buen humor; aumenta naturalmente el nivel de bienestar.
También es muy eficaz en la estimulación del sistema respiratorio, la concentración, la memoria, y una mejor visión. Como su poder nutritivo es muy alto, consumir unos cuantos gramos desencadena rápidamente una sensación de saciedad, y por lo tanto permite a las personas interesadas sentirse más ligeras, afinando así su silueta. Combate eficazmente todo tipo de adicciones, incluida la del azúcar. La persona que le ofreció este CD le proporcionará el resto de la larga lista de virtudes excepcionales de la AFA.
Tenga en cuenta, que a partir de un consumo de 5 gramos por día, la Aphanizomenon flos aquae estimula naturalmente la producción y la liberación de las células madre de médula ósea en un 30%! Y esta característica es capital! Es decir, cada día producimos aproximadamente un promedio de 3 millones de células madre de médula ósea. Consumir 5 gr de AFA nos permite pasar de 3 millones a 3'900'000 células madre de medula óseas. 900.000 células de reparación más; todos los días!.
Es este último descubrimiento el que llevó a nuestro biólogo e investigador a profundizar su trabajo, sabiendo de la función extraordinaria de las células madre de médula ósea, y sabiendo desde hace mucho tiempo que las células madre de la médula ósea son las células de reparación por excelencia. ¿Por qué? simplemente porque tienen sus características excepcionales, de ser "toti potentes»; que significa que tienen el potencial y poder de transformarse en todos los tipos de células que componen nuestro cuerpo. 

Es muy importante entender este principio básico, porqué todo está ahí! Una célula madre de la médula ósea puede potencialmente reparar todo en nuestro organismo, porque tiene la capacidad de transformarse en cualquier tipo de células de las que estamos compuestos.

¿Cómo funciona?

Cada día nuestro cuerpo produce alrededor de 25 millones de células madre que tienen como misión de regenerarnos, autorepararnos. En sí, estas células madre se denominan "células de reparación".
Cada uno de los 500 tejidos que nos componen las produce. Por ejemplo, el hígado produce hepatocitos, el corazón produce cardiomiocitos, los huesos producen osteocitos. Las células madre del hígado, los hepatocitos, están destinados a regenerar o reparar el hígado, pero no reparan el corazón; es biológicamente imposible. Y viceversa, una célula madre de corazón no puede reparar el hígado ni los huesos. Pero las células madre de la médula ósea, sí! Ellas sí pueden! Recuerde, es toti-potente, se puede convertir en todos los tipos de células que nos componen. Por lo tanto, pueden llegar a ser hígado, corazón, hueso, ojo, pulmón, riñón, neurona, tendón, cartílago, músculo, etc… etc... Ella puede convertirse realmente en todo!
Es igualmente importante conocer otra particularidad que está estrechamente relacionada con la acción de las células madre de médula ósea. Cuando un área, tejido u órgano, tienen un problema, una inflamación o un estrés, ellos envían una señal de socorro a través de las denominadas citoquinas. Del mismo modo que podríamos llamar a los bomberos en caso de incendio o accidente marcando el "112", nuestro organismo, a través de las citoquinas, envía mensajes de socorro a nuestro cerebro, diciendo: «Cuidado aquí hay un problema" en ese momento, nuestras células madre de médula ósea migran a través del hueso, a las vias sanguíneas, para llegar al problema y regenerar o reparar el área enferma, mediante la transformación de la célula madre en el tipo de tejido correspondiente. Si el problema está relacionado con el hígado, se dirigen hacia el hígado y se convierten en hígado; si el problema está en el corazón van a ir al corazón y se convierten en corazón, y esto es verdad para cada uno de los 500 tejidos que nos componen.

En resumen, las células madre de la médula ósea no sólo tienen la capacidad de reparar todo en nuestro cuerpo, sino que, además, saben exactamente dónde tiene que ir! ¿No es maravilloso? Una vez más nos encontramos, con la inteligencia sublime de la perfección original de nuestro organismo y todo lo que vive en general.
Obviamente, todas estas constataciones han sido objeto de publicaciones oficiales y la investigación científica lo confirma.
Veamos la historia de dos de ellas.
Para probar su teoría, el biólogo e investigador, ha encargado a un laboratorio independiente (a fin de no ser juez y parte) un experimento en 100 ratones. Por desgracia, en el caso de los experimentos "in vivo" a veces nos vemos obligados a llevarlos a cabo en nuestros amigos los animales, Y tenemos aquí que honrarles.
Este laboratorio independiente, provocó un centenar de infartos de miocardio en 100 de estos pequeños ratones y los separó en dos grupos de cincuenta. El primer grupo recibió una dieta normal y el segundo lote recibió, adjunto a la alimentación, dos moléculas aisladas por el biólogo, de las 115 que componen el AFA: las dos que estimulan de forma natural la producción de células madre de médula ósea en un 30%.
27 días después, se observó que en el primer grupo hubo sólo 17% de sobrevivientes con solo una pequeña reconstrucción del tejido ventricular. Por lo tanto: ratones muy débiles, prácticamente en un estado de supervivencia, contra el 73% de supervivientes en el segundo lote con una reconstrucción total del tejido ventricular; es decir, 73% de ratones en plena forma, contra 17% de ratones sobreviviendo a duras penas. Sabiendo por supuesto que no existe el efecto placebo en animales, por lo tanto, la brecha es real! Sin embargo, para la ciencia, se trata de una observación. No de una prueba.
Así que, con el fin de demostrar el papel desempeñado por las células madre de la médula ósea en la reconstrucción del músculo ventricular en ratones, fue también realizado -siempre en un laboratorio independiente- un ensayo de inmunofluorescencia. Es decir, que se inyecta en la médula ósea de los ratones un poco de producto fluorescente. Y la prueba esta hecha, Se observó que en la zona del corazón regenerada, 30% de las células de reparación son fluorescentes, ya que provenían de la médula ósea.

Csmo
Synerboost

La cantidad de células madre de base producida por la médula resulta insuficiente en caso de patología; especialmente con el envejecimiento producimos cada vez menos. Imagine tener la capacidad de multiplicarlas por 2 o más. Es decir en lugar de 3 millones pasar a crear en su cuerpo, todos los días, 6,5 millones de pequeños trabajadores de reparación, que tienen la capacidad de reparar todo! ¿No le parece lógico que estos resultados positivos, y en ocasiones espectaculares, puedan producirse?
Y esto aplicado a todas las patologías!
Ahora comprenderá que la persona que le ofreció este CD será importante para usted.
Con su descubrimiento, nuestro biólogo investigador ha desarrollado un complemento alimenticio 100% natural que estimulará la producción y la liberación de las células madre de médula ósea, cada día!

A pesar de que algunos resultados parecen mágicos, todo esto está basado en investigaciones científicas y bien explicadas. Como acabamos de hacer en este resumen. Es por ello que deseamos aclarar que el complemento alimenticio en cuestión, no cura nada, no sana nada, no tiene poder de curación, sino que son nuestras propias células madre de médula ósea las que tienen ese poder restaurador. El producto solo estimula la producción y liberación de las células madre de la médula ósea. Y la capacidad de las células madres es extraordinaria!.
Para encontrar respuestas a sus preguntas, no espere un momento más, y póngase en contacto con la persona que le ofreció este CD. No dude en hacerlo y en escuchar a su entorno, ya que este simple gesto puede cambiar sus vidas.

Gracias por el interés que usted ha mostrado al escuchar este resumen. »

Sante
×